Sports

Se comenta – Grupo Milenio


Que ayer el Consejo Coordinador Empresarial del Estado de México desayunó “en corto” con el Fiscal de Justicia mexiquense, José Luis Cervantes, y le externaron su preocupación por los delitos que aquejan a la entidad. Estuvieron la Presidenta del CCEM, Laura González; Odilón López Nava, Presidente del Consejo Ciudadano de Seguridad Pública, y Marco González, miembro de dicho consejo y del Observatorio Ciudadano, entre otros destacados personajes que dieron a Cervantes un voto de confianza en la estrategia que se ha implementado para combatir la inseguridad.

Que con los recientes relevos que el líder estatal del PRI, Erik Sevilla Montes de Oca, llevó a cabo en cargos clave del Comité Directivo, se sigue perfilando la estrategia del juego rumbo al 2023. Destacan nombres como el de Pablo Bedolla, en Organización, quien sabe meter duro la pierna a la hora de disputar el balón electoral, y Alejandro Fernández Campillo, a quien luego de su paso por el área gubernamental los tricolores le han confiado la tarea de rematar a gol en la operación política, sobre todo en estos tiempos en los que la suma de colores puede ser la clave.

Que hablando de operación, el coordinador de la bancada federal mexiquense del PRI, Miguel Sámano Peralta, se encuentra muy satisfecho en la conclusión del segundo periodo legislativo en San Lázaro, pues los números son buenos. Presume que el grupo parlamentario tricolor, en su conjunto, cerró con 35 dictámenes aprobados de las 132 propuestas que presentaron en el pleno. Sin duda aún están saboreando el frenón a la Ley Bartlett, aunque les haya costado una agresiva campaña en contra.

Que muy probablemente habrá sensibilidad por parte del presidente municipal de Toluca, Raymundo Martínez, ante el caso de los vecinos de la Colonia La Soledad, en Capultitlán, que se vieron orillados a cerrar el paso a camiones de carga que todos los días transitan por Prolongación Laguna del Volcán para abastecerse en las minas de Tlacotepec, volviéndoles un infierno la estancia en sus propios domicilios a los que causan daños constantes igual que a la infraestructura urbana. El remedio urge, pues los choferes no son nada amistosos ante los reclamos, advierten los propios colonos.





Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.

close